Alcahueta para todos los públicos

“Fue una gran puta, una vieja puta pero con clase”, repite constantemente el dramaturgo Eduardo Galán para referirse a la protagonista de su nueva aventura teatral, La Celestina, que se estrenará mañana en el teatro Fernán Gómez de Madrid y que estará en cartel hasta el 28 de octubre.

La veterana actriz Gemma Cuervo da vida a una Celestina alegre, sensual y provocadora que, tal y como la define el criado Sempronio (personaje de la obra interpretado por Juan Calot), “a las propias piedras provocaría la lujuria”. Cuervo, conocida en los últimos años por su papel en la serie de televisión La que se avecina, confesaba ayer, minutos antes de que comenzara el ensayo final, que el corazón le dio un vuelco tan fuerte cuando leyó esta adaptación teatral que no tardó ni un minuto en decidirse: después de una década, sube de nuevo a los escenarios. “La obra de Fernando de Rojas es pura pasión, avaricia, maldad, amor… Saca lo peor de nosotros mismos. Pero también es divertida, y muy vitalista”, explica Eduardo Galán, que con esta versión pretende acercar la obra del siglo XV a un público menos aficionado al teatro clásico.

Durante el último ensayo, una celestina andrajosa disuade a la inocente Melibea (protagonizada por Olalla Escribano) para que sucumba a los encantos de Calisto: “Dios te deje gozar de tu noble juventud y florida mocedad, que es el tiempo en que más placeres y mayores deleites se alcanzan”. Entre las butacas el director, Mariano de Paco Serrano, supervisa los últimos detalles de un escenario inacabado; que los elementos del decorado estén todos en su sitio, que la puerta de la casa de Melibea cierre bien, y que los siete actores cuiden cada paso en escena. Faltan menos de 48 horas para el estreno en Madrid y todo tiene que salir perfecto.

La Celestina es la gran apuesta del teatro Fernán Gómez, afincado en la plaza de Colón, para esta temporada. Esta obra, producida por Secuencia 3, llega a la capital después de haber recorrido durante más de un año los teatros del país.

Gemma Cuervo, muy bien caracterizada con un abrigo de paño negro y un recogido que ensalza una mirada trágica y. a la vez, llena de sensualidad, considera que esta versión nos presenta a una alcahueta divertida que conectará fácilmente con el espectador por su cercanía y su magia. “Me he alejado de esa visión que se tiene de que la celestina es un personaje oscuro y no es más que una superviviente de la época. Y para ello necesitaba a una actriz como Gemma, con sentido del humor y muchas tablas”, asegura Galán, que adapta y produce la obra.

Este profesor de instituto reconoce que no ha sido fácil adaptar una obra escrita para ser leída y que ha tenido que sintetizar en dos horas de función. Teme “traicionar” el texto de Rojas; lamenta haber dejado atrás largos parlamentos pero defiende que la esencia del texto se verá en el escenario: pasión y ambición económica en su estado más puro. “Estoy seguro de que el espectador conectará con esta historia porque hoy, al igual que hace seis siglos, abundan los casos de corrupción económica y de engaños por amor, o, mejor dicho, por un simple rato de placer”.

Read more here – http://elpais.com/ccaa/2012/09/27/madrid/1348738601_660592.html

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s